medicina biologica, natural, alternativa, integrativa, complementaria, holistica, terapia neural, homeopatia, hidroterapia colon, ozonoterapia, carboxiterapia, mesoterapia, dietetica, nutricion, hidroterapia colon, terapia neural, homeopatia medicina biologica, natural, alternativa, integrativa, complementaria, holistica, terapia neural, homeopatia, hidroterapia colon, ozonoterapia, carboxiterapia, mesoterapia, dietetica, nutricion, hidroterapia colon, terapia neural, homeopatia Hígado Perezoso
Debemos    destacar    que    muchas    personas    tienen    lo    que    se    denomina    hígado    perezoso:    el    hígado    tiene    una    capacidad desintoxicante    más    baja    de    lo    habitual,    y    eso    unido    a    los    errores    alimentarios    diarios,    provocan    una    serie    de    síntomas característicos: Color opaco de la piel o palidez facial. Capa lingual amarillenta. Ojeras. Decoloración amarillenta en los ojos. Manchas   marrones   en   la   piel:   la   denominada   mancha   hepática.   Todas   las   personas   que   tienen   una   mancha   marrón   en   la piel tienen una capacidad desintoxicante menor; a mayor tamaño de la mancha, menor capacidad desintoxicante. Acné rosácea (granitos rojos alrededor de la nariz, mejillas y barbilla). Prurito. Sabor amargo en la boca. Dolor de cabeza. Cambios de estado de ánimo e irritabilidad. Sudoración excesiva. Artritis. Rubor facial o arañas vasculares en la cara. Palmas de manos y plantas de pies rojos (picor e inflamación). Problemas de digestión de las grasas. Esta   problemática   conlleva   que   la   persona   con   un   hígado   perezoso   tenga   siempre   una   mala   "salud"   a   pesar   de   que   intenta cuidarse.   Se   cuidan   porque   precisamente,   nunca   se   encuentran   del   todo   bien.   Pueden   tener   problemas   de   alergias,   fatiga,   dolores musculares, acidez estomacal, etc. Si   el   paciente   presenta   “Disbiosis   Intestinal”,    las   toxinas   acumuladas   en   el   intestino   llegan   a   través   de   la   vena   porta   al   hígado,   que es   el   encargado   de   “desintoxicarlas”.   Se   puede   deducir   que   hay   un   problema   funcional   del   hígado,   si   existen   al   menos   cinco síntomas de entre todos estos: Cansancio matutino Dolor   de   cabeza   (dolor   en   el   ojo   derecho   y   dolor   pulsátil   en   la   frente   está   relacionado   con   hígado,   dolor   en   el   ojo   izquierdo   y en la nuca, con vesícula). Es característico que el dolor de cabeza despierte a la persona. Malas digestiones, sobre todo con la ingesta de grasa y alcohol Hematomas espontáneos Boca pastosa o boca seca: es un síntoma muy característico, indica una alteración importante. Acné Halitosis Petequias Caspa Alteraciones del sueño Problemas circulatorios: edema de miembros inferiores, dilatación de las venas del abdomen, hemorroides… Alopecia Alteraciones psicológicas Otros   síntomas   pueden   ser:   hinchazón   lipoide   en   párpados,   cambios   en   la   piel,   coloración   amarillenta   de   la   esclerótica, palidez   facial,   alteraciones   menstruales,   síndrome   premenstrual,   disfunción   de   la   glándula   tiroides,   estornudos   después   de   comer comida picante… La   persona   con   una   “disfunción”   hepática   suele   tener   alterado   el   ciclo   de   sueño:   hipersomnia   o   insomnio.   Los   que   sufren   de insomnio   les   cuesta   coger   el   sueño   (vesícula),   o   se   despiertan   a   media   noche,   hacia   las   2-3   de   la   madrugada   y   les   cuesta   volver   a dormir   (vesícula);   también   es   característico   que   se   despierten   con   mucho   calor   o   mucho   frío.   Si   el   síntoma   es   más   hepático,   se despiertan   a   las   5-6   de   la   madrugada,   puede   que   les   cueste   dormir,   pero   si   se   duermen,   el   sueño   más   profundo,   lo   realizan durante   las   primeras   horas   de   la   mañana.   En   este   caso   también,   suelen   despertarse   con   frío   o   calor.   Les   puede   despertar   en ambos casos, hígado o vesícula; un dolor muscular, o ganas de orinar, o ningún motivo aparente. No   olvidar   que   el   hígado   produce   un   dolor   referido   al   miembro   superior   derecho,   a   la   escápula   derecha,   a   las   últimas   costillas derechas   y   la   zona   cérvico-torácica.   Y   produce   dolor   tipo   tendinopatía   en   hombro   y   codo,   sobre   todo   derechos;   y   dolor   tipo artrósico   (rizartrosis)   en   mano   derecha.   Hay   muchas   veces   que   se   confunde   con   un   túnel   carpiano.   Incluso   pueden   dar   las pruebas de túnel carpiano positivas, y después de hacer una limpieza hepática, desaparecer toda la sintomatología.  Para solicitar más información puede hacerlo por teléfono (952 80 53 68) o bien por e-mail.
· · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · · Higado perezoso, disbiosis intestinal, Color opaco piel, palidez facial, lengua amarillenta, ojeras, manchas marrones piel, mancha hepática, acné rosácea, prurito, cefalea, irritabilidad, sudor excesivo, artritis, palmas manos y plantas pies rojos, proble medicina biologica, natural, alternativa, integrativa, complementaria, holistica, terapia neural, homeopatia, hidroterapia colon, ozonoterapia, carboxiterapia, mesoterapia, dietetica, nutricion, hidroterapia colon, terapia neural, homeopatia
© 2011 - Centro Medicina Natural y Antienvejecimiento - Terapia Neural, Homeopatía, Ozonoterapia, Carboxiterapia, Mesoterapia Avda. Juan Carlos I, nº 29, portal 5, 2ºB -- 29680, Estepona (Málaga)
medicina biologica, natural, alternativa, integrativa, complementaria, holistica, terapia neural, homeopatia, hidroterapia colon, ozonoterapia, carboxiterapia, mesoterapia, dietetica, nutricion, hidroterapia colon, terapia neural, homeopatia
© 2011 - Centro Medicina Natural y Antienvejecimiento Tel: 952 80 53 68      E-mail: info@medicinabiologica.es
medicina biologica, natural, alternativa, integrativa, complementaria, holistica, terapia neural, homeopatia, hidroterapia colon, ozonoterapia, carboxiterapia, mesoterapia, dietetica, nutricion, hidroterapia colon, terapia neural, homeopatia Hígado Perezoso
Debemos     destacar     que     muchas     personas     tienen     lo     que     se denomina     hígado     perezoso:     el     hígado     tiene     una     capacidad desintoxicante   más   baja   de   lo   habitual,   y   eso   unido   a   los   errores alimentarios       diarios,       provocan       una       serie       de       síntomas característicos: Color opaco de la piel o palidez facial. Capa lingual amarillenta. Ojeras. Decoloración amarillenta en los ojos. Manchas    marrones    en    la    piel:    la    denominada    mancha hepática.   Todas   las   personas   que   tienen   una   mancha   marrón en    la    piel    tienen    una    capacidad    desintoxicante    menor;    a mayor       tamaño       de       la       mancha,       menor       capacidad desintoxicante. Acné   rosácea   (granitos   rojos   alrededor   de   la   nariz,   mejillas   y barbilla). Prurito. Sabor amargo en la boca. Dolor de cabeza. Cambios de estado de ánimo e irritabilidad. Sudoración excesiva. Artritis. Rubor facial o arañas vasculares en la cara. Palmas     de     manos     y     plantas     de     pies     rojos     (picor     e inflamación). Problemas de digestión de las grasas. Esta   problemática   conlleva   que   la   persona   con   un   hígado   perezoso tenga   siempre   una   mala   "salud"   a   pesar   de   que   intenta   cuidarse. Se    cuidan    porque    precisamente,    nunca    se    encuentran    del    todo bien.     Pueden     tener     problemas     de     alergias,     fatiga,     dolores musculares, acidez estomacal, etc. Si      el      paciente      presenta      “Disbiosis      Intestinal”,       las      toxinas acumuladas    en    el    intestino    llegan    a    través    de    la    vena    porta    al hígado,   que   es   el   encargado   de   “desintoxicarlas”.   Se   puede   deducir que   hay   un   problema   funcional   del   hígado,   si   existen   al   menos cinco síntomas de entre todos estos: Cansancio matutino Dolor   de   cabeza   (dolor   en   el   ojo   derecho   y   dolor   pulsátil   en   la frente   está   relacionado   con   hígado,   dolor   en   el   ojo   izquierdo y   en   la   nuca,   con   vesícula).   Es   característico   que   el   dolor   de cabeza despierte a la persona. Malas    digestiones,    sobre    todo    con    la    ingesta    de    grasa    y alcohol Hematomas espontáneos Boca   pastosa   o   boca   seca:   es   un   síntoma   muy   característico, indica una alteración importante. Acné Halitosis Petequias Caspa Alteraciones del sueño Problemas    circulatorios:    edema    de    miembros    inferiores, dilatación de las venas del abdomen, hemorroides… Alopecia Alteraciones psicológicas Otros   síntomas   pueden   ser:   hinchazón   lipoide   en   párpados, cambios   en   la   piel,   coloración   amarillenta   de   la   esclerótica, palidez        facial,        alteraciones        menstruales,        síndrome premenstrual,   disfunción   de   la   glándula   tiroides,   estornudos después de comer comida picante… La     persona     con     una     “disfunción”     hepática     suele     tener alterado   el   ciclo   de   sueño:   hipersomnia   o   insomnio.   Los   que sufren   de   insomnio   les   cuesta   coger   el   sueño   (vesícula),   o   se despiertan   a   media   noche,   hacia   las   2-3   de   la   madrugada   y les      cuesta      volver      a      dormir      (vesícula);      también      es característico   que   se   despierten   con   mucho   calor   o   mucho frío.   Si   el   síntoma   es   más   hepático,   se   despiertan   a   las   5-6   de la    madrugada,    puede    que    les    cueste    dormir,    pero    si    se duermen,    el    sueño    más    profundo,    lo    realizan    durante    las primeras   horas   de   la   mañana.   En   este   caso   también,   suelen despertarse   con   frío   o   calor.   Les   puede   despertar   en   ambos casos,    hígado    o    vesícula;    un    dolor    muscular,    o    ganas    de orinar, o ningún motivo aparente. No   olvidar   que   el   hígado   produce   un   dolor   referido   al   miembro superior    derecho,    a    la    escápula    derecha,    a    las    últimas    costillas derechas     y     la     zona     cérvico-torácica.     Y     produce     dolor     tipo tendinopatía   en   hombro   y   codo,   sobre   todo   derechos;   y   dolor   tipo artrósico   (rizartrosis)   en   mano   derecha.   Hay   muchas   veces   que   se confunde   con   un   túnel   carpiano.   Incluso   pueden   dar   las   pruebas de    túnel    carpiano    positivas,    y    después    de    hacer    una    limpieza hepática, desaparecer toda la sintomatología.